Goirigolzarri: las retribuciones de CaixaBank son inferiores a la media

Barcelona, 14 may (EFE).

.

- El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, ha defendido hoy en la junta de accionistas la nueva política de remuneraciones del banco, que ha sido aprobada con el voto en contra del FROB, y ha dicho que estas se sitúan en niveles inferiores a la media de otras entidades comparables en España. Goirigolzarri ha salido al paso de la polémica por las retribuciones de los consejeros de CaixaBank, lo que permitirá al directivo percibir una remuneración fija anual de 1,65 millones de euros, el triple de la que tenía como presidente de Bankia, cuestión que ha sido criticada por los sindicatos y cuestionada incluso por el Gobierno.

José Ignacio Goirigolzarri ha explicado que la política de salarios de todos los bancos está "absolutamente reglada" y que las decisiones sobre este tema se toman en el consejo, si bien son analizadas y propuestas por la Comisión de Remuneraciones, presidida por una consejera independiente y formada por una mayoría de consejeros independientes. "Esta comisión no tiene ningún consejero ejecutivo y su labor se realiza en base a políticas objetivas con asesoramiento de empresas externas", ha señalado Goirigolzarri, que ha recordado además que la política de remuneraciones debe ser aprobada por la junta al menos cada tres años, si es que no se introducen cambios antes.

Ha explicado, en este contexto, que la remuneración total del consejo de CaixaBank en el ejercicio 2020 fue inferior a la de 2019 porque hubo una reducción del número de consejeros y por la renuncia del consejero delegado, Gonzalo Gortázar, a la retribución variable. Ha detallado que las remuneraciones de los consejeros no ejecutivos son fijas -no tienen variables- y se han mantenido sin cambios desde 2015, La remuneración por consejero de CaixaBank, ha agregado, se sitúa "en niveles claramente inferiores a los de la media de los comparables en el sector en España", pese a que el grupo de origen catalán es el tercer banco en términos de capitalización y el primero desde el punto de vista de los resultados.

Leer más "En el año 2020, la remuneración por consejero en CaixaBank estuvo en el entorno del 50 % respecto a la media de las remuneraciones por consejero de los otros bancos del Ibex, excluyendo Bankia", ha señalado. Respecto a su propia remuneración, ha dicho que la propuesta sometida a la junta se realiza como consecuencia de la fusión con Bankia, operación que se aprobó el pasado diciembre con el apoyo del 99 % de los accionistas.

Goirigolzarri ha añadido, en este sentido, que su presidencia es ejecutiva con responsabilidades en las áreas de Auditoría, Comunicación y Relaciones Institucionales y la Secretaría del consejo. La propuesta de su remuneración, ha remarcado, va "en línea con los esquemas tradicionales de CaixaBank y es inferior a las referencias comparables del mercado".

En cuanto a la remuneración del consejero delegado, la parte fija ha permanecido sin cambios en 2020 respecto a 2019, año en que Gortázar renunció al variable, lo que significa que tuvo una reducción del 21,5 % de su retribución. De cara a 2021, se mantienen los importes de sueldo fijo y variable del consejero delegado por quinto año consecutivo.

"La remuneración del consejero delegado está sustancialmente por debajo de lo que le correspondería, según referencias sectoriales y entidades comparables", ha subrayado. Goirigolzari ha recordado asimismo que el consejo de administración de CaixaBank estaba formado por 14 miembros antes de la fusión y que el de Bankia lo integraban 13 miembros.

"La nueva CaixaBank cuenta con 15 miembros, lo que significa que el número de consejero ha disminuido en un 44 %". En respuesta al malestar expresado por los sindicatos respecto al ERE, el consejero delegado, Gonzalo Gortázar, ha dado por supuesto que habrá "concesiones mutuas" en la negociación y ha recordado que el ERE negociado en CaixaBank en 2019, también rechazado inicialmente por los sindicatos, finalmente se saldó con un acuerdo.

En este punto, ha recordado que aquel ERE planteado para 2,157 personas finalmente se saldó con 2,023 salidas, aunque se recibieron muchas más peticiones de adhesión, en total 2,972, "El ejemplo más reciente fue un caso de éxito y debemos pensar que con el esfuerzo que corresponde también podremos encontrar una acuerdo y pasar pagina a este asunto", ha dicho. "Estoy convencido de que llegaremos a un acuerdo razonable.

Eso supondrá concesiones mutuas. Es lo lógico y tenemos que tener esa capacidad de adaptarnos.

Nuestro compromiso es hacer todo lo posible para llegar allí", ha añadido Gortázar. "Tomar medidas hoy hará al grupo mucho más sostenible", ha argumentado el directivo para justificar la necesidad del ajuste.

Gortázar ha querido dejar claro también que el ERE no tiene "nada que ver" con el "grandísimo trabajo que ha hecho la plantilla", y el presidente del banco, José Ignacio Goirigolzarri, ha justificado el recorte para "asegurar la sostenibilidad" futura del banco. (c) Agencia EFE nbsp.